Espejo de Pared de Madera Natural, 37 x 26 cm, diseño Barroco, Color Blanco, Hecho a Mano, Marco Vintage, decoración para el Pasillo

Un verdadero punto de atracción – es el espejo rectangular con sus ricos adornos y es una joya para cualquier pasillo, dormitorio o incluso cuarto de baño.
Rústico, mediterráneo y con mucho amor a la naturaleza, el espejo de madera se ha fabricado en un procedimiento laborioso y irradia sensualidad y lujo.
Adornos hechos a mano de yeso, con acabado antiguo, el espejo barroco le da un diseño inconfundible a su estilo retro y vintage.

Categoría: